Noticia - www.bizkeliza.org
Skip to main content

El Carmen de Indautxu celebra su 50 cumpleaños

creado por Bodas de oro de la parroquia |
|   Comunicación

La parroquia de El Carmen de Indautxu está inmersa en los actos conmemorativos del 50 aniversario de la inauguración del actual templo. Este pasado jueves, día 15, Jon Ortega, hijo del arquitecto que construyó el templo, Javier Ortega, -fallecido el pasado 3 de abril-, impartió una charla en los locales de la parroquia, sobre este edificio que se construyó en 20 meses. Mañana domingo, nuestro obispo, Mons. Mario Iceta, presidirá la Eucaristía de Acción de Gracias a las 13:00 h.

La próxima semana, el martes, día 20 el presbítero Javier Oñate, párroco de San Pedro de Deusto impartirá la conferencia titulada “Mirando al futuro como cristianos”, en el salón de actos a las 20:15 h. Por último, el jueves, días 22, los hermanos Pablo y Miriam Cepeda, organistas ambos, ofrecerán un concierto de órgano en el templo a las 20:15 h.

Un poco de historia:

El 16 de noviembre de 1968 se inauguró la nueva iglesia de Nuestra Señora del Carmen de Indautxu. El templo anterior, construido en 1911, fue al principio una capilla dedicada a Nuestra Señora del Carmen. En 1934, dado el gran aumento de población del entorno, a instancias del obispo de Vitoria a la que pertenecía la Diócesis de Bilbao, D. Mateo Múgica, la designó como parroquia.

En el año 1955, el primer obispo de Bilbao D. Casimiro Morcillo vio la necesidad de crear las parroquias de la Inmaculada Concepción y del Pilar. Diez años más tarde, D. Pablo Gúrpide escrituró ante el notario la cesión de unos terrenos para la construcción del nuevo templo de la parroquia de El Carmen. El templo volvió a quedarse pequeño para albergar la gran cantidad de parroquianos que acudían, por lo que el año 1966 se derribó la antigua iglesia y se empezó a construir el nuevo edificio.

Son cuatro los elementos que se conservan del edificio antiguo: la imagen del Carmen, de la capilla; el Cristo que se encuentra en la capilla; la imagen de piedra de la Virgen que se encontraba en la entrada del templo antiguo y el cuadro de la Virgen que está en la capilla de la adoración permanente “donde muchas personas depositan dinero para las personas necesitadas”, explica el párroco Mikel Martínez agradeciendo a la feligresía su servicio a favor de la Iglesia.

Feligresía de todas las edades se dan la mano en el templo.